Comercio Justo con cacao

Situación del mercado del cacao

Muchos pequeños productores no tienen ni idea del valor de sus productos, por lo que venden su cacao a un precio de mercado inferior.
Muchos pequeños productores no tienen ni idea del valor de sus productos, por lo que venden su cacao a un precio de mercado inferior.

En más de 30 países en vías de desarrollo se cultiva cacao; 14 millones de personas se ganan la vida con su producción.
En numerosos países del África occidental y Latinoamérica, la producción de cacao es la fuente principal de ingresos de muchas familias.
Por ejemplo, en Costa de Marfil o en Ghana, donde el 90% de las familias de campesinos dependen de la producción de cacao.

Mientras que el cultivo de cacao se encuentra principalmente en las regiones tropicales de los países del Sur, la mayor parte del procesamiento y el consumo de productos de cacao se dan en los países industrializados.

Acceso difícil a los mercados
Aproximadamente el 90% del cacao producido a nivel mundial proviene de empresas familiares que cultivan solo en pequeños campos de menos de cinco hectáreas. Solo el 5% de la producción de cacao se realiza en plantaciones con más de 40 hectáreas.

Muchos pequeños productores no tienen ni idea del valor de sus productos. Los intermediarios se aprovechan de esta situación y, a menudo, les ofrecen precios demasiado bajos que están por debajo del valor de mercado real.

La situación difícil del mercado del cacao y los ingresos tan bajos de los productores han provocado que el porcentaje de trabajo infantil y la esclavitud en África occidental hayan aumentado. En 2001, la ILO (la Organización Internacional del Trabajo) y otras organizaciones reportaron casos de trabajo infantil y esclavitud en muchas explotaciones de cacao de Costa de Marfil. De allí provenía el 43% de la producción mundial de cacao. Según Unicef, 60 millones de niños de países africanos situados al sur del Sahara fueron obligados a trabajar en 2008, con frecuencia en la agricultura, en canteras o en la construcción.

Los estándares Fairtrade condenan el trabajo infantil ilegal. Fairtrade ofrece la posibilidad a los campesinos de obtener un precio mínimo para su cacao, de modo que puedan mejorar su calidad de vida y no dependan más de que sus hijos contribuyan a los ingresos de la familia. Además, a las cooperativas de pequeños productores se les paga una Prima Fairtrade con el que se financian proyectos comunitarios, como por ejemplo, la construcción de escuelas.

Consumo con responsabilidad
Fairtrade consigue perspectivas para agricultores de cacao: las cooperativas certificadas reciben precios mínimos fijados. Gracias a estos, los campesinos obtienen una remuneración justa por su duro trabajo.

Fairtrade dispone que, además del precio mínimo, siempre se otorgue una Prima Fairtrade. Los productores pueden emplear este dinero adicional para financiar proyectos comunitarios, como por ejemplo, la construcción de una escuela, la reorganización de los cultivos ecológicos o la inversión en infraestructuras.
 

Traducción al español dentro del proyecto Mondo Lingua para la traducción gratuita de páginas web para ONG y asociaciones sin ánimo de lucro. Proyecto dirigido por Mondo Services. Traductores: Sonia Candela y Alberto Cecilia.

 

 









Recibe nuestro boletín



Encuentra los establecimientos donde venden productos de comercio justo certificado en tu provincia.

Productores

FaceBook Twitter LinketIn Instagram YouTube Pinterest